Temas Cerrar

Volar más alto – por Pedro Vieira

23 de Septiembre de 2020
Créditos de imagen: Adobe Stock

“Desde que invertí más seriamente en el estudio del funcionamiento del cerebro humano, me volví más sensible en cuanto a la importancia de este ejercicio y comprobé en primera persona lo transformador qué es ampliar el conocimiento en esta área de estudio”.

¡Tengo muchísimas ganas de pasar horas en un aeropuerto esperando el vuelo!

 

Sé que puede parecer extraño, porque la mayoría de las personas agoniza con el tiempo que nos lleva el check-in, la facturación del equipaje o el embarque,  pero para mí todo este espacio de tiempo es fascinante, porque considero que los aeropuertos son un gran laboratorio vivo del comportamiento humano.

 

Me encanta “estudiar” a las personas y aprovecho cada minuto que paso en el aeropuerto para observar atentamente cómo se comportan las personas, cómo reaccionan en las diferentes etapas, cómo lidian con la ansiedad, cómo interactúan en un contexto – regla general – de estimulación permanente, exacerba emociones y revela características que en su zona de confort pueden conseguir camuflarlas.

 

Prueba a hacer ésto un día. ¡Es increíble!

 

No confundas, sin embargo, este ejercicio de observación con el mero voyeurismo, vacío de interés profesional y científico. Aprendo más observando atentamente a las personas en un escenario informal, cuando no saben que están siendo observadas, que en muchos libros técnicos.

 

Evidentemente no equiparo el empirismo de esta experiencia a las evidencias científicas de las observaciones en laboratorios, pero me fascina la posibilidad de poder confirmar o cuestionar varios conceptos aprendidos en años de lectura, estudio y aplicación práctica del conocimiento neurocientífico, a través del aprovechamiento de esos momentos para un análisis enfocado en el comportamiento humano en ese escenario.

 

El aeropuerto es un lugar único por la enorme cantidad de información variada que recopilamos en un corto período de tiempo, pero extrapolando este ejercicio a nuestro día a día, me atrevo a decir que en general no dedicamos suficiente tiempo a estudiar al prójimo. Escuchar, observar, analizar.

 

En el bullicio de nuestros quehaceres y preocupaciones diarias nos olvidamos de dedicar tiempo a “ver” a los otros, intentar interpretar lo qué sienten y establecer empatía.

 

Este tiempo dedicado a entender al ser humano ante uno mismo es un ejercicio que recomiendo que cultives en tus relaciones diarias, familiares, sociales o profesionales, especialmente en tiempos tan extraordinarios como los que vivimos a día de hoy.

 

Desde que invertí más seriamente en el estudio del funcionamiento del cerebro humano, me volví más sensible en cuanto a la importancia de este ejercicio y comprobé en primera persona lo transformador qué es ampliar el conocimiento en esta área de estudio.

 

Aprendí, entre otras cosas, a lidiar mejor con las rabietas de mis hijos, a comprender y aceptar mejor los diferentes estados de ánimo y opiniones de familiares y amigos, a realizar presentaciones corporativas de mayor impacto, a negociar mejor, influir más o a tomar decisiones rápidamente.

 

El ser humano es maravilloso, el cerebro humano una estructura extraordinaria y merecen que les dediques un poco más de tu tiempo, ya sea por que sueñes con volar alto o simplemente quieras convertirte en un mejor padre, hijo, amigo o profesional.

 

Seguro que vas a sentir que vuelas más alto en tu vida y – como extra – sentirás que las horas de espera en el aeropuerto se pasan mucho más rápido.

“Desde que invertí más seriamente en el estudio del funcionamiento del cerebro humano, me volví más sensible en cuanto a la importancia de este ejercicio y comprobé en primera persona lo transformador qué es ampliar el conocimiento en esta área de estudio”.

23 de Septiembre de 2020
Autor:

Pedro Vieira

Marketing Director Zome
Compartir:
Publicações recentes
Newsletter
¡Suscríbase a nuestra newsletter!
Copyright Zome España® 2019. Todos los derechos reservados.
Política de privacidad Términos y condiciones Resolución alternativa de litigios